(Norte) Movimiento y Muerte n° 0

Enviada al mail.


MOVIMIENTO Y MUERTE Nº 0

Editorial
“El tipo del criminal: es el tipo del hombre fuerte en condiciones desfavorables, un hombre fuerte al que se ha hecho enfermar”.
F. Nietzsche

El presente proyecto editorial Anónimas Ediciones y la revista Movimiento y Muerte contemplan la creación de un medio para el análisis, crítica y debate en torno a la tendencia egoísta y anti humanista; por lo que el propósito es darle cabida a la propaganda contra la civilización moderna.
En este sentido, el esfuerzo que se realiza es con el propósito de profundizar el pensamiento y la actividad contra la modernidad; a la que entendemos como totalmente violenta en el aspecto que al individuo se es domesticado; la tecnología, sociedad, estado, etc., solamente pueden ser entendidos como entes que poseen al animal humano, cuyo fin es domarlo y continuar con la hegemonía civilizatoria modernista tecno-industrial.
En consecuencia, el egoísta desmitifica estos conceptos abstractos remitiéndolos a simples cuestiones metafísica que él mismo supera, ya que el único fin del individuo egoísta es él en sí mismo, y no lo que está sobre sí, o sea los entes que poseen al animal humano –sociedad, tecnología, estado, moral, humanidad y demás tópicos que invisibilizan y anulan la crítica del individualista-.
El egoísta es ante todo un animal, cuyas pasiones las pone en prácticas con el fin de satisfacer su lado animal no-domesticado; la violencia con la que pone en práctica la satisfacción de sus deseos, se torna en aspectos amoralistas, el método no existe sólo el fin; el freno de este es el Yo más no cuestiones técnicas ni metafísicas.
Se podría decir que la violencia del egoísta es una cuestión implícita, hasta el punto necesario para poder sobrevivir; en esto se tiende a una similitud con el animal, ya que, no hay sobrevivencia sin violencia.
En ejemplo, para algún x individuo es necesario obtener su satisfacción ya sea biológica o egoista, en su ejemplo el acto de ir a defecar es instintual. Sin embargoel instinto de dominio sobre cierta materialidad -entendamos materialidad como sujeto-, lo convierte en egoista al momento de ejercer violencia o fuerza alguna para asegurar su sobrevivencia en ambientes adversos.
En efecto cuando algún delincuente asesina por sobrevivir cualquiera que sea la situación moralista, el delincuente sabe y es consciente que él ejerció su fuerza sobre otro individuo, el cual pereció para que sobreviviera. Por lo que el delincuente está lucido de este instinto de dominio lo contrario al ciudadano promedio que incluso buscaría el castigo, este tipo de delincuente aún sería de tendencia moralista o sea a sentir culpabilidad de su instinto tanto el ciudadano lo niega el criminal lo acepta y goza de su necesidad instintual.

En su caso el delincuente toma la responsabilidad de sobrevivencia, a costa de recuperar algunos de sus instintos al hacerse en sí mismo de ellos. Lo que resulta molesto y canceroso a las limitaciones socioculturales es la dificultad del progreso civilizatorio humanista. Es por eso que al delincuente fuera de cualquier discurso se le ve como una amenaza tanto para la emancipación de la humanidad como para su progreso.
En conclusión, habrá que entender al egoísta no como un sujeto emancipador ni como un justiciero o como un salvador, sino más bien como una fuerza profunda de negación a la civilización moderna; desde este principio el individuo egoísta es pura fuerza de negatividad y no transformadora en contraparte de las ideologías de salvación –marxismo, anarquismo, socialismo, fascismo, etc.-; cuyo propósito utópico es salvar la verdad humana, bajo la premisa de negación de los instintos para la vida; principalmente el de dominio sobre la materialidad y ensanchan la idea del reformismo que tanto necesita el progreso para continuar con su irrefrenable camino.
Sí en el egoísta existirá algún sentido de justicia sería la del caos y en contra de la Humanidad; aquí justicia no significaría alguna norma moral, sino caos entendido como vitalidad del egoico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.