Tag Archives: Xale

(INTERNACIONAL) COMUNICADO 93 DE ITS

I

“no hay un fin para esta guerra que libramos, no hay un fin en la confrontación, esto es heredado de generación en generación, y ante este monstruo de mil cabezas no hay certeza de que podamos derrotarlo. En este sentido ITS es pesimista pero realista a la vez, no hay nada que ganar, porque quien piensa ganar desde ese momento ya ha perdido. Muchos no entienden esta lógica, siguen con la misma visión del guerrillero setentero, el cual anhelaba ganar su guerra y establecer una revolución la cual siempre se tornó en reforma, nosotros no queremos un cambio de poder, no queremos el derrocamiento de la civilización para el reinado de la naturaleza (como lo quieren los tontos primitivistas), porque aunque eso se pueda dar en unos cientos de años, no lo vemos realizable hoy en día, por eso es que solo queremos el caos dentro de la civilización, no queremos ganar nada ni derrotar a la civilización (aparte porque es prácticamente imposible que un grupo de individuos puedan realizar semejante cosa), solo nos queda la desestabilización, hacer que la desesperanza y el desmadre reine, nosotros libramos una guerra individual, y en ese sentido la ganamos cuando salimos sanos y salvos de un atentado, cuando asestamos la puñalada o la bala en el objetivo y este muere, es ahí cuando el ego del individualista sube y se exalta con su acción, pero esto se queda en el plano individual y no va más allá (…) nosotros vivimos en el presente y a condiciones extremistas, respuestas extremistas.”
X.

Esta cita resume una de nuestras báses teóricas principales, lo hemos dejado claro mucha veces, hemos asumido que no podemos ganar, que ni con todos nuestros ataques podríamos jamás ni siquiera llegar a derrumbar una parte parcial del sistema o llegar a hacerle un daño de gran envergadura. Cada objetivo material destruido con fuego o explosivos es prontamente reconstruido y puesto en funcionamiento de nuevo. Cada cientifico, investigador, policía o ciudadano común que herimos o matamos es prontamente sustituido por otro. Y asi la rueda del progreso y la máquina social sigue girando, impasible a todo lo que pase, hasta que en el algún momento, ya sea por su propia insostenibilidad o por otras causas, todo se precipite y caiga al abismo. Que seamos conscientes de todo esto y lo asumamos como una realidad imperturbable no implica que no seamos conscientes de lo que nos rodea, de los cambios que se sucitan en la sociedad enferma en la que vivimos y de las oportunidades que se nos brindan.

Los acontecimientos de los ultimos meses no hacen mas que confirmar que la civilización y el mundo que conocemos ha entrado en un periodo de decadencia, esto desde luego no es algo nuevo pero es en momentos como este cuando más se acentua y se hace muy obvio. El orden impuesto se tambalea, las economías se desploman, aumentan las tendencias autoritarias de los gobiernos al mismo tiempo que estallan insurrecciones masivas, la tensión social se dispara y ahora un virus causa una pandemia global que ni todos sus medios tecnológicos, humanos ni toda su enrevesada burocracia, cuarentenas y cierres de paises enteros han conseguido frenar, el ser humano moderno y civilizado tiembla ante el oscuro presente-futuro que se avecina, todos se preguntan como es posible que esto haya pasado y nadie sabe con certeza lo que está por llegar.

Lo que si parece seguro es que vienen tiempos revueltos, el sistema ha dado muestras evidentes de sus multiples fallas e imperfecciones, desde luego nosotros tampoco sabemos a ciencia cierta lo que va a pasar, no sabemos si habrá un colapso financiero global del cual el mundo no se recupere, no sabemos si la pandemia del coronavirus acabara en unos meses o por el contrario se convertirar en una verdadera amenaza para la civilización y la vida humana aún mas grave de lo que ya es, lo que sí sabemos es que hay un antes y un después en el mundo tal como lo conocemos y aunque se acabe volviendo a la normalidad, creemos que nada volverá a ser igual.

II

La humanidad tiembla ante el COVID19, algo tan insignificante para los humanos modernos, nos ha hecho recordar la fragilidad de la vida humana, la fragilidad de la civilización y de la supuesta gloria de la humanidad, de todo cuanto existe por la mano del hombre y los ha puesto a todos a temblar frente al embiste de un elemento natural microscópico.

Ahora nos inundan de discursos y propaganda, por todas partes los políticos, los medios y las celebridades sermonean a las masas ansiosas de que alguien venga a arrelgar sus problemas, nos dicen que vendran tiempos difíciles pero que “todos juntos” lo superaremos, que hemos de apretarnos el cinturón para superar esta crisis y volver a la normalidad. Ahora muchos, sobre todo de las clases medias pequeñoburguesas, ven como todo lo que daban por seguro desaparece de golpe. Ellos pensaban que viviendo según dicta lo establecido, agachando la cabeza y obedeciendo tendrían una buena vida, buenos estudios, un buen trabajo y un buen futuro, su propia versión del “sueño americano”. Pero la vida no es un camino recto ya trazado en el mapa si no una trayectoria caótica donde nunca se sabe lo que va a pasar, lo único que tenemos es la incertidumbre.

Con todas las consecuencias “negativas” que el COVID19 pueda traer y afectarnos directamente también para nosotros (restricción de movimiento, aumento del control social, empobrecimiento o la enfermedad inclusive la muerte para nosotros mismos o algun ser querido..etc) aún con todo, es un escenario que preferimos infitas veces antes que volver a la normalidad de la vida mundana de los civilizados. Los tiempos duros no nos asustan, de hecho, los deseamos, no solo por que abren muchas posibilidades interesantes para nosotros (y no solo para nosotros) si no porque es en medio del desastre donde nos encontrámos realmente cómodos. Si la elección es entre la normalidad de la vida en la sociedad civilizada y la barbarie, la elección esta clara para nosotros.

III

“¡Maldito rincón del mundo, tu infamia hace reír al tiempo con una mueca burlona y tu desdicha no ha enternecido a ningún corazón delicado deseoso de fúnebres encantos! Visto desde los Balcanes, el universo es un arrabal por el que callejean mujerzuelas sifilíticas y zíngaros asesinos.
Su tremenda pasión por la basura, de revolverla al alegre son de trompetas funerarias, ni siquiera pudo inventar un dios libidinoso. ¿Qué astro anhelante de periferias habría podido caer por ahí? ¡Gusanos bulliciosos bailando la danza de la lepra!
C.

Ahora todo vuelve a reverdecer, avistamientos de animales “extraños” se presentan en las ciudades y puertos, las costas se limpian y el mar es cristalino o bioluminicente, se dejaron de emitir grandes cantidades de contaminantes, las ciudades mas asquerosamente pobladas lucen solitarias, el horizonte ya no tiene esa nata gris que imperaba hace unos meses atrás, la pandemia NO está dejando ver un “mundo nuevo”, está dejando ver el mundo como REALMENTE sería sin todas las consecuencias negativas que le hemos causado como especie. Lo salvaje “celebra” la purga de humanos, se manifiesta como nunca antes, 15 volcanes estallando en América, Europa y Asia, un incendio voráz ameazando la vieja planta nuclear de Chernobyl, tornados destruyendolo todo a su paso en Texas, alertas por el calor extremo en diferentes partes del globo, y todo deja ver la fragilidad de la especie humana, su patética y efímera existencia, ¡cuanta razón hemos tenido los misántropos que apostamos por el desden hacia el progreso humano! la vida puede serguir, continuar con su ciclo sin nosotros, la prueba está frente a sus malditos ojos y algunos aun reniegan de eso, pútridos humanistas, progresistas viciosos de los espejos negros con destellos de modernidad, incubadoras pestilentes de sedentarismo exaservado, que se sepa que NO vamos a hacer ningún esfuerzo para volver a la normalidad, no vamos a trabajar “todos unidos” para superar esta o ninguna otra crisis, no queremos que la sociedad se recupere y que volvamos al curso de las cosas. Vamos a trabajar, y muy duro, para empujarlo todo por el precipicio, para seguir esparciendo el caos, para llevar la situación a lo peor de lo peor.

IV

Se avecinan dias de Caos, y es ahi donde los individualistas deben centrar sus fuerzas y sus recursos. Porque si bien hemos dejado claro que no podemos ganar ni destruir la civilización tecno-industrial, sus muchas fallas y agujeros pueden ser aprovechados por individualistas como nosotros para asestar golpes certeros que contribuyan a hundirlo todo más aún en el caos y el desmadre. No hace falta ser adivino para vaticinar lo que se le viene encima a la humanidad. Y es en este escenario tan propicio para grupos como el nuestro donde nosotros incitamos a todos los individualistas que conforman las siglas alrededor de todo el mundo, y mas allá de nuestro grupo a todos quienes sienten el llamado de lo Salvaje, a quienes ansían ver el Caos esparcido por cada rincón del mundo, a quienes esperan pacientemente por el momento de atacar, a quienes viven para provocar el ocaso social, a que se preparen, afilen sus cuchillos, carguen sus balas, preparen sus explosivos, estudien sus objetivos, revisen sus prácticas de seguridad y estén atentos para el momento del desborde.

Como hemos dicho, el sistema tiene muchas fallas, y éstas ofrecen muchas oportunidades donde se le puede atacar para crear gran desestabilización y más aún en los tiempos que corren, dejaremos a cada individualista que elija y estudie cuidadosamente los objetivos que mas les plazca, ya sean tanto incendios, asesinatos, bombazos o infiltrandose en los disturbios e insurrecciones que sin duda estallarán en gran parte del planeta y se agravarán en los lugares donde ya existe una conflictividad latente. Poco nos importa ya que nos intenten silenciar o nos ignoren, como hicieron con nuestro comunicado donde reivindicamos la bomba en la estación de policia de Zografou en Grecia, igual que no nos importa en absoluto las criticas estériles de los humanistas bastardos, derechistas o izquierdistas, ni de los anarco-cristianos con su doble moral oportunista. Estamos aquí, seguimos vivos, libres y peligrosos, no hemos perdido el tiempo. Ya estamos haciendo nuestras tareas, y pronto volverán a tener noticias nuestras. Cuando la sangre vuelva a salpicar el asfalto, cuando el estruendo de la explosión sacuda la normalidad cotidiana y el fuego devore sus estructuras les vendrá un solo nombre a la cabeza: ITS.

¡HUNDAMOS LO EXISTENTE EN LA CAOS Y EL SALVAJISMO!
¡ADELANTE ITS!

Individualistas Tendiendo a lo Salvaje – Europa
Individualistas Tendiendo a lo Salvaje – América

(es/en) Ejercicios Espirituales Eco-extremistas

Tomado de Atassa n° 2.


“Et introibo ad altare Dei”
(Voy al altar de Dios)

Vengo de una familia evangélica, pero hace tiempo que eliminé los valores que me enseñó. Me convertí en humanista, y volver a creer y rechazar el ateísmo fue un tremendo golpe para el intestino. Tuve que comenzar de nuevo con otra visión, muy personal y particular. Tomó un poco de tiempo, pero luego entendí que mi creencia en algo más nunca se había ido, y realmente no rezo, ya que entiendo que rezar es repetir las cosas, y no me gusta hacerlo porque me educaron para no rezar, sino para hablar con Dios. Todavía hago esto (en momentos específicos, por supuesto), para dar la bienvenida a los solsticios, para expresar gratitud por la llegada de una nueva fase lunar, y especialmente por una luna roja; estar agradecido por el frío, el calor, la lluvia, el aire y el fuego.
Hay rituales que me gusta realizar. Tengo cráneos de animales salvajes y domésticos en mi altar, donde quemo copal. En las tradiciones mesoamericanas, el copal representa la limpieza espiritual. Cuatro veces al año (el año mexica, y no el gregoriano) voy a lugares sagrados con una ofrenda. Estos son lugares sagrados para mí y no para mis antepasados: sus lugares sagrados están ahora cubiertos de edificios, centros comerciales y carreteras. Vengo a los cuatro lugares sagrados con ofrendas como piedras de río, ramas de mezquite, velas de sebo y carbones de mi último fuego (cuatro cosas). De rodillas hablo con el medio, casi siempre ante un árbol, una roca, un río o un barranco (cuatro cosas). Ahí fumo una pipa de abedul, mezclada con salvia, eucalipto, menta y tabaco lacandón (cuatro cosas). Estas son las únicas veces que fumo y no es para drogarme ni nada de eso. Esas hierbas no hacen alucinaciones y solo sirven para ayudar a la meditación, como lo hicieron para mis antepasados.
He indicado que cuatro es un número importante para mí, como lo es para muchas culturas. Hay cuatro fases de la luna, cuatro estaciones del año, cuatro direcciones cardinales y cuatro cosas sobre la tierra (las estrellas, el cielo, la luna y el sol). Cuatro cosas que respiran, las que nadan, las que vuelan, los de cuatro y dos patas. Cuatro son las fuerzas más importantes en la cultura mexicana: quetzalcóatl, huitzilopochtli, xipe totec y tezcatlipoca.

Puedes hacer tus propias oraciones, tus propias disciplinas; saber lo que sabes probablemente no será difícil, ya que probablemente siempre haya hierbas, animales, figuras, horas y ciertas oraciones involucradas. Debes elegir lo que es correcto para ti, buscar con qué elemento de la tierra te identificas más; algo puede surgir de esa base…
Hay otros rituales “más locos”, como las ofrendas de mi propia sangre derramadas en esos cráneos para protegerse, o cortarse las rodillas para que la sangre fluya hacia la tierra como un signo de conexión con ella como lo hacen los danzantes tradicionales aquí. A veces también perforan los lóbulos de sus orejas con espinas de maguey hasta que sangran.
Hago “bautismos de fuego” para terminar un ciclo y comenzar otro, con lo que se conoce como el “fuego nuevo”, hago un fuego de fricción con un taladro hecho con dos palos de eucalipto (el taladro) y uno de quiote (un tallo grande de la flor de la planta de maguey azul) como base. Cuando los palos se ponen rojos, digo algunas palabras y me quemo la piel. Bueno, eso es un poco extremo, pero creo que el dolor es inevitable, el sufrimiento es solo una opción. Creo que el dolor nos hace más fuertes, espiritual y físicamente, por lo que quemarse no es gran cosa, ni recibir un corte o rasguño que duele durante algunos días. Sé que mis creencias están marcadas en mi cuerpo.
Como dije, puedes hacer tus propias disciplinas y ser tu propia guía, sabiendo que el maestro te está mirando y está enseñando cosas valiosas todos los días.

“Permiso wacho”
Como tú, fue un esfuerzo comenzar a creer de nuevo (pero no creer en ese algo, más para sacar de mi cabeza ese hábito anarquista tonto de ateísmo). Voy a una colina, que es tan lejos y salvaje como tiendo a ir. No llevo a cabo rituales más significativos en este momento. Siempre busco la luna de noche; La saludo y le pido que proteja mis pasos. Le pido que me dé fuerzas, y realmente solo converso con ella, siempre descalzo con los pies en la tierra. Me gusta sentir el frío, creo que es realmente necesario. Es cierto que el frío puede ser insoportable, pero los humanos modernos no pueden soportar muchas cosas. Así que trato de soportarlo y lo siento en mis huesos; así como siento el calor en verano, no se puede perder el frío en invierno.
Yo también hago lo otro. Cuando saco una planta, una rama o una flor para beber o para otro uso, siempre pido permiso. Cuando tomo hojas para hacer té de limón, siempre digo de manera coloquial: “perdón, amigo” o “perdón, hermano” y luego arranco las hojas. Realmente, siendo la persona civilizada que soy, trato de renunciar a los vicios y costumbres civilizados tanto como sea posible. Voy solo a la naturaleza y contemplo las estrellas. Converso con los insectos.
Recuerdo que cuando era adolescente oraba todos los días antes de irme a la cama, “Nuestro Padre que eres … bendice a mi familia, dame salud … etc.” La cuestión es que solo estaba haciendo los movimientos, y en ningún momento fui sincero y real. Llegué al punto de que incluso el solo pensar en rezar me desanimó, pero lo hice porque dijeron que así era como amabas a Cristo. Siempre me pareció muy restrictivo tener que hacerlo por obligación.
Siempre antes de salir a la calle y especialmente antes de una acción, me encomiendo a los espíritus de los fueguinos, les agradezco y les pido protección. Mi intención es sumergirme en todo esto, aprender cosas que hicieron los antiguos, traerlos de vuelta a nuestra era actual.

Las luces del viernes por la noche
Mis epifanías llegan en momentos extraños e inoportunos. El último fue en un partido de fútbol de secundaria. Mis dos hijos querían ir a un partido de fútbol, ​​donde consumían bocadillos y bebían refrescos, y observaban a sus compañeros mayores participar en este ritual de la vida suburbana. A menudo pienso, “cómo era este lugar antes de la civilización”. No es difícil, ya que las aguas y la vegetación siempre parecen derramarse donde no los queremos, los hipercivilizados. Leí sobre la vida de las personas que vivieron aquí antes que los europeos, qué comieron y de qué hicieron sus casas; sobre sus dioses y tabúes. Es difícil de imaginar y, sin embargo, tan simple. Sobre las luces del estadio, vi el dosel de pinos, y más allá de ellos, tal vez un pantano de cipreses, y luego los ríos, el lago, los mares… Y todas las zarigüeyas, armadillos, ciervos, zorros y mapaches que se arrastran en ellos. Si el ojo de mi mente fuera más agudo, tal vez vería los fantasmas de los pumas, osos, lobos y bisontes que también alguna vez vagaron por estos bosques. Traté de mirar por encima de la civilización para ver qué hay antes y más allá, pero mi visión no llegó tan lejos. Mis ojos volvieron al juego y esas luces encendidas un viernes por la noche…
Esa es la verdadera epifanía: nuestro fracaso para ver, nuestra comprensión de que no somos dignos de ver lo que está más allá de nuestra oscura realidad. Aquí “digno” no denota juicio moral, sino metafísico. No vemos porque no podemos, y la razón por la que no podemos ser inherentes a nuestro ser más íntimo. Ya no vemos el mundo como deberíamos, las estrellas ya no pueden dirigirnos a casa, los bosques no nos nutren, los animales ahora son solo plagas. Incluso si trabajáramos toda la vida, no nos redimiríamos. Somos el producto de esta orden y somos derrotados mientras continúe.
Algunos dirían que nosotros, los monstruos y psicópatas de la sociedad, deberíamos simplemente suicidarnos, que deberíamos dejar a todos los demás en paz para continuar con sus sueños de una sociedad mejor o de la continuidad de la sociedad tal como es. No, gracias, mientras estés aquí no podré dormir profundamente en la tumba. Incluso si mi única vocación es, en voz baja, burlarse de su entusiasmo afectado y sonrisas falsas, valdrá la pena. La realización de mi pequeñez e impotencia ante lo Incognoscible (lo Desconocido, deus ignotus) es una oración suficiente para mí, y mi odio hacia aquellos que se creen más que esta pequeñez es el único sacrificio que puedo dar.
Pero, ¿qué es lo incognoscible?, ¿quién es él o ella o eso?, desde mi juventud lo he buscado, he deseado refugiarme debajo de él, quedarme en ese momento cuando me envuelve, me trae a mí mismo y se une conmigo. Pero cuando me convertí en hombre, finalmente aprendí que solo captas momentos de ello. No puede reproducirlo, no puede comprarlo. No hay forma de convocarlo desde el cielo o desde donde habita y se derrumbará. Dejé de ser materialista porque me di cuenta de que lo Uno, lo Bueno, lo Verdadero, lo Hermoso y el Amor existen, pero de ninguna manera podemos captarlo de forma completa, permanente y segura. Tan pronto como los agarramos, ya se nos están escapando de las manos…
Pero he visto el esplendor de lo Incognoscible: en los dedos de fuego que es el cielo sobre las pampas, o en una montaña en las afueras de Córdoba en Argentina, en la cúpula negra del firmamento sobre el desierto de Mojave, en las rocas golpeadas junto al mar frente a Point Lobos, en el coro de pájaros muy por encima del pantano… Lo vi con mayor lucidez cuando sostuve a mi hijo mayor por primera vez. Entonces me di cuenta de que nunca lo entendería, que lo que sea que lo haga lo que es no es algo que yo pueda comprender o dominar. No lo tengo, nadie lo sabe. Es en el acto mismo de ser un animal mortal que nos sorprende como el mysterium tremendum et fascinans del que hablan los teólogos. Sabemos que somos más pequeños que eso, lloramos por él como un niño lactante llora por su madre. Puede venir, o puede que no, pero siempre se irá de nuevo, porque su plenitud probablemente nos rompería.
Toda filosofía, toda moralidad, toda ley, todo arte, toda literatura, toda cultura, no son nada ante ella. Son casi una blasfemia contra ella. Necesitamos estas blasfemias porque no podemos hacer otra cosa, pero cuando el Humano piensa que es supremo, que crea el fruto del trabajo y el genio de lo Incognoscible, es en ese punto que el Humano se vuelve repugnante, vil y digno de ataque. No me considero nihilista porque rechazo como en un berrinche todo lo que es bueno y bello en este mundo (incluso lo que se podría discernir como “productos de la civilización”). Soy un nihilista reacio porque creo que esas hazañas de genio, esas cosas que hacen que la vida sea hermosa o que valga la pena vivir, no son el producto (o al menos no el único producto) del ser humano. Su orden y esplendor se encuentran en otra parte; el pensamiento, la cultura, la ley, la moral, etc., solo pueden servir como los recipientes de lo Incognoscible que flota por encima de ellos como una fuente de luz evasiva.
De todos modos, en esta noche, o en los momentos en que puedo mirar por la ventana en el trabajo temprano en la mañana, las veces que me llevo el agua a la cara en un lago o río, los pocos minutos tranquilos cuando los mosquitos zumban en mi oído al atardecer, entonces sé que lo Incognoscible también me llevará algún día. Un día, volveré a la gran corriente que late en el corazón de todo, y ese día estaré agradecido de que ya no tendré que luchar o ser un cobarde. Finalmente escucharé (sin escuchar) al Humano silenciado incluso si yo también soy silenciado, y la Voz Silenciosa de la Naturaleza Salvaje susurrando eternamente en las ramas.

Chicomoztoc—Karukinká —Nanih Waiya

Diciembre 2017

—————————

(en) Eco-extremist Spiritual Exercises

“Et introibo ad altare Dei”

I came from an evangelical family, but I have long ago disposed of the values that it taught me. I became a humanist, and coming to believe again and rejecting atheism was a tremendous blow to the gut. I had to start again with another vision, a very personal and particular one for sure. It took some work, but afterwards I understood that my belief in something more had never left, and really I don’t pray, since I understand praying to be repeating things, and I don’t like doing that since in my upbringing we didn’t say prayers but talked to God. I do this still (in specific moments of course), to welcome solstices, to express gratitude for the coming of a new lunar phase, and especially for a red moon; to be thankful for the cold, the heat, the rain, the air, and fire.
There are rituals that I like to perform. I have skulls of wild and domesticated animals on my altar, where I burn copal. In the Mesoamerican traditions copal represents spiritual cleansing. Four times a year (the Mexica year, not the Gregorian one) I go to sacred places with an offering. These are places sacred to me and not my ancestors–their sacred places are covered with commercial buildings and highways. I come to the four holy places with offerings like river stones, mesquite branches, tallow candles, and coals from the last fire (four things). On my knees I speak to the environment, almost always before a tree, a rock, a river, or a ravine (four things). There I smoke a birch pipe, mixed with salvia, eucalyptus, domesticated mint, and Lacandon tobacco (four things). These are the only times I smoke and it’s not to get high or anything like that. Those herbs don’t make one hallucinate and only serve to assist meditation, as they did for my ancestors.
I have indicated that four is an important number for me, as it is for many cultures. There are four phases of the moon, four seasons of the year, four cardinal directions, and four things over the earth (stars, the sky, the moon, and the sun.) Four things breathe, those that swim, that fly, and those of four legs and two legs. Four are the most important forces in Mexica culture: quetzalcoatl, huitzilopochtli, xipe totec, and tezcatlipoca.

You can make your own prayers, your own disciplines; knowing what you know it will probably not be difficult, as there are probably always herbs, animals, figures, hours, and certain prayers involved. You should pick what is right for you, seek what element of the earth you most identify with; something can grow out of that base….
There are other “crazier” rituals, like blood offerings of my own blood spilled out on those skulls for protection, or cutting one’s knees so that the blood flows down to the earth as a sign of connection to it as the traditional dancers do over here. They also sometimes puncture their earlobes with maguey thorns until they bleed.
I do “baptisms of fire” to end one cycle and begin another, with what is known as the “new fire,” I make a friction fire with a drill made of two eucalyptus sticks (the drill) and and one of quiote (a large stalk of the flower of the blue maguey plant) as the base. When the sticks get red hot, I say some words and burn my skin. Well, that’s a little extreme, but I believe that pain is inevitable, suffering is only one option. I believe that pain makes us stronger, spiritually and physically, so getting burnt is no big deal, nor is getting a cut or scrape that hurts for some days. I know that my beliefs are marked on my body.
As I said, you can make your own disciplines and be your own guide, knowing that the master is watching and teaching you valuable things every day.

“Permiso wacho”
Like you it was an effort to start believing again (but not to believe in that something, more to get out of my head that dumb anarchist habit of atheism). I go to a hill, that’s as far and wild as I tend to go. I don’t carry out more significant rituals right now. I always look for the moon at night; I greet her and ask her to protect my steps. I ask her to give me strength, and really just converse with her, always barefoot with my feet on the earth. I like to feel the cold, I think it’s really necessary. It’s true that the cold can be unbearable, but modern humans can’t stand many things. So I try to bear it and I feel it in my bones; just as I feel the heat in summer, the cold in winter can’t be missed.
I also do the other thing. When I take out a plant or a branch or flower to drink or for another use, I always ask permission. When I take leaves to make lemon verbena tea, I always say in a colloquial manner, “excuse me, buddy” or “excuse me, brother” and then I pull the leaves off. Really, being the civilized person that I am, I try to renounce civilized vices and customs as much as possible. I go into the wild by myself and contemplate the stars. I converse with the insects.
I remember when I was a teenager I prayed every day before going to bed, “Our Father who art… bless my family, give me health… etc.” The thing is, it was just going through the motions, and at no point was I sincere and real. It got to the point that even thinking about praying put me off, but I did it because they said that that was how you loved Christ. I always found that very constricting, having to do it out of obligation.
Always before going out into the street and especially before an action, I commend myself to the spirits of the Fuegians, I thank them and I ask them for protection. My intention is to immerse myself in all of this, learn things that the ancients did, to bring them back in our current age.

Friday night lights
My epiphanies come at odd and inopportune times. The last one was at a high school football game. My two children wanted to go to a football game, where they consumed snacks and drank soda, and observed their older peers participating in this ritual of suburban life. I often think, “what this place was like before civilization.” It is not hard, as the waters and greenery always seem to be spilling in where they are not wanted by us, the hyper-civilized. I read about the lives of the people who lived here before the Europeans, what they ate and what they made their houses of; about their gods and taboos. It’s hard to imagine and yet so simple. Over the stadium lights, I saw the canopy of pines, and beyond them, perhaps a cypress swamp, and then the rivers, the lake, the seas… And all of the possums, armadillos, deer, foxes, and raccoons crawling in them. If my mind’s eye were sharper, perhaps I would see the ghosts of the cougars, bears, wolves, and bison who also once roamed these woods. I tried to look over civilization to see what is before and beyond it, but my vision did not reach that far. My eyes returned to the game and those blaring lights on a Friday night…
That is the real epiphany: our failure to see, our realization that we are not worthy of seeing what is beyond and above our dark reality. “Worthy” here does not denote moral judgment, but a metaphysical one. We will not see because we can’t, and the reason we can’t inheres to our innermost being. We no longer see the world as we should, the stars can no longer direct us home, the forests do not nurture us, the animals now are only pests. Even if we worked a lifetime, we would not redeem ourselves. We are the product of this order, and we are defeated as long as it continues.
Some would say that we, the freaks and psychopaths of society, should just commit suicide, that we should just leave everyone else in peace to continue with their dreams of a better society or of the continuance of society just as it is. No thank you, as long as you’re here I will not be able to sleep soundly in the grave. Even if my only vocation is to, under my breath, mock your affected enthusiasm and fake smiles, it will be worth it. The realization of my smallness and helplessness before the Unknowable (lo Desconocido, deus ignotus) is enough of a prayer for me, and my hatred of those who think themselves more than this smallness is the only sacrifice I can give.
But what is the Unknowable? Who is he, or she, or it? From my youth, I have sought it, I have longed to take shelter under it, to stay in that moment when it engulfs me, brings me into itself, and unites with me. But when I became a man, finally I learned that you only catch moments of it. You can’t reproduce it, you can’t buy it off. There’s no way to summon it from Heaven or from wherever it dwells and it will come down. I stopped being a materialist because I realized that the One, the Good, the True, the Beautiful, and Love exist, but not in any way we can grasp completely, permanently, surely. As soon as we grab for them, they are already slipping through our fingers…

But I have seen the splendor of the Unknowable: in the fingers of flame that is the sky over the pampas, or on a mountain outside of Cordoba in Argentina, in the pitch black dome of the firmament over the Mojave Desert, in the rocks battered by the sea off of Point Lobos, in the chorus of birds high above the swamp… I saw it most lucidly when I held my eldest child for the first time. I realized then that I would never understand it, that whatever makes it what it is is not something for me to comprehend or dominate. I don’t own it, no one does. It is in the very act of being a mortal animal that it strikes us as the mysterium tremendum et fascinans spoken of by theologians. We know we are smaller than it, we cry for it like a nursing child cries for its mother. It may come, or it may not, but it will always leave again, because its fullness would probably break us.
All philosophy, all morality, all law, all art, all literature, all culture, are nothing before it. They are almost a blasphemy against it. We need these blasphemies because we can do no other, but when the Human thinks that it is supreme–that it creates the fruit of the Unknowable’s labor and genius–it is at that point that the Human becomes repugnant, vile, and worthy of attack. I don’t consider myself a nihilist because I reject as in a tantrum all that is good and beautiful in this world (even that which could be discerned to be the “products of civilization”). I am a reluctant nihilist because I believe that those feats of genius, those things that make life beautiful or worth living, are not the product (or at least not the sole product) of the Human. Their order and splendor lie elsewhere; thought, culture, law, morality, etc. can only serve as the vessels of the Unknowable that floats high above them like an elusive source of light.
All the same, on this night, or in the moments when I can look out the window at work early in the morning, the times I bring the water to my face in a lake or river, the quiet few minutes when the mosquitoes buzz in my ear at sunset, then I know that the Unknowable will one day take me too. One day, I will return to the great current that pulses at the heart of everything, and on that day I will be grateful that I will no longer have to fight or be a coward. I will finally hear (without hearing) the Human silenced even if I am silenced as well, and the Still Small Voice of Wild Nature whispering eternally in the branches.

Chicomoztoc—Karukinká —Nanih Waiya

December 2017

(Fracia) Entrevista a Xale, lider de ITS en México

Video completo de la entrevista que tuvo Xale con el medio TV5MONDE en marzo de 2019.
Enviado al mail.

(Chile) Revista Ajajema en la mira de los pacos

Más propaganda gratis gracias al atentado anarco-bienechor en Santiago.


31 de julio 2019
Los mensajes en Internet de grupos supuestamente anarquistas y que se adjudican atentados en Santiago no dan tregua, lo que ha obligado a los organismos de Inteligencia del Estado a monitorear constantemente los sitios web en que dan a conocer sus acciones y sus presuntos planes a seguir.

El primero ocurrió el lunes, cuando el grupo autodenominado “Cómplices Sediciosos/Fracción por la Venganza”, que sería de tendencia anarquista, se adjudicó los envíos de las encomiendas-bombas que el jueves pasado llegaron hasta la 54 Comisaría de Carabineros de Huechuraba y la oficina del exministro del Interior Rodrigo Hinzpeter, en las dependencias de Quiñenco en Las Condes. El primer artefacto estalló y dejó ocho policías heridos, mientras que el segundo logró ser desactivado antes de que Hinzpeter lo abriera.

Y ayer, la agrupación “Ecoterrista” se hizo presente en el sitio web donde reivindican sus atentados. Este fue el grupo que hizo su aparición en enero de 2017 con la bomba que lesionó al entonces presidente de Codelco Óscar Landerretche. Además, aseguraron ser el grupo que a comienzos de año instaló un artefacto explosivo en un paradero de Transantiago en Vicuña Mackenna y, ahora último, el envío de la encomienda-bomba dirigida al presidente del directorio de Metro, Louis de Grange, que logró ser interceptada por Carabineros.

Este nuevo mensaje de los “ecoterroristas”, que también se hacen llamar “Individualistas Tendiendo a lo Salvaje” (ITS), no tuvo relación con la adjudicación de un atentado. Sino que con la publicación de una revista digital en formato PDF llamada Ajajem, que tiene 76 páginas y que entre otros elementos realizaron advertencias sobre eventuales nuevos ataques y en su última página realizaron un diagrama sobre cómo realizar una carta-bomba. Continue reading (Chile) Revista Ajajema en la mira de los pacos

De mi extremismo individualista

Tomado de “Movimiento y Muerte N° 0


¡¿Cuantas veces me han tachado de egoísta?! Muchas, y no me avergüenzo de eso, porque es una gran verdad, porque prefiero ver por mí, mil veces por mí que por los demás, que ver por extraños seres que se me pegan como suciedad a mis zapatos. ¿Que han hecho esos por mí? Nada, al contrario, sólo han alimentado con su existencia mi deseo de verlos arder, sufrir y morir.
*
¡¿Cuantas veces me han dicho que respete al prójimo?! Yo no debo respeto a nadie que no sea a mí mismo y a mis cómplices, si doy respeto a alguien es porque Yo lo he querido así, porque Yo he vislumbrado habilidades y características propias de un guerrero y una guerrera en ellos. No porque obedezca a un mandato anteriormente escogido.
*
El prójimo se merece solo mi vomitivo rencor, hediondo y venenoso, tengo guardado un cuchillo y varias balas para sus cuerpos, el volcán está a punto de estallar, estallaré con él, que el Caos dirija mi camino y que la sangre ajena me salpique el rostro, así como cuando he peleado en la calle, me encanta sentir la sangre de mi contrincante, y que después de la pelea me digan:
-Oye, tienes sangre.
Y Yo, campante respondo de inmediato:
-No es mía
*
¿Como negar mi esencia? Si la niego mientras sonrío apretando los dientes, es porque necesito hacerlo, porque tengo intensiones ocultas y estratégicamente finjo interés en ti, y en tu aburrida conversación inútil. Después se revelará mi verdadero Yo, voy a encajar un cuchillo en tu yugular y ver como mueres lentamente, voy a poner mi voluntad sobre ti, porque me place, porque mi instinto asesino volvió y quiere más.
*
La noche cae, me alisto para salir a invocar al caos con fuego, elijo un objetivo, un automotor en la calle, de un lado nadie a la vista, del otro lado igual, me dirijo y rápidamente dejo el artefacto con gasolina y un retardador casero en la llanta de enfrente, me alejo y a la distancia veo como empieza a hablar el fuego, llamas se levantan por los aires y comienza a quemar todo, el sonido del fuego derritiendo el material del automotor se escucha en la noche, nadie sale, todos duermen en sus casas de esclavos, de repente veo salir al dueño del automotor, estaba durmiendo dentro de este, una sonrisa burlona se apodera de mí, el dueño sale despavorido al ver las flamas, intenta apagarlo pero se da por vencido al ver que el fuego es superior a él, ¡maldita sea!
Se hubiera quedado dentro de su maldita máquina.
*
Es un día normal, el encargado de una negocio atiende a sus clientes matutinos, él ve entrar a varias personas que se ven normales, todos parecen ovejas, pero hay una que en realidad es un lobo con un disfraz de oveja buena, me acerco a la barra del negocio y saludo amablemente, al mismo tiempo saco mi pistola y digo:
-Todo el dinero en la bolsa, rápido, y te prometo que no te haré daño.
El tendero se queda estupefacto aunque con una mirada retadora, es momento de emplear la violencia, esta es mi parte favorita. Corto cartucho, la bala sube dispuesta a salir del cañón, y con palabras altisonantes amenazo al hombre, lo golpeo en la cabeza con la cacha de la pistola mientras se pone pálido, y sus ganas de ser héroe desaparecen. Él me dice:
-¡Me dijiste que no me harías daño!
Él no sabe que soy un individualista, y que un individualista del tipo extremista puede romper su palabra (porque es suya) cuando lo desee y a su conveniencia, en este tipo de casos. Llena la bolsas que le doy con el dinero y me dispongo a salir, no sin antes desearle buen día, así de cínico me gusta ser.
*
Mi extremismo individualista es ese, el que Yo elijo llevar a la práctica, no me importa ser consecuente o moralpolíticamente correcto, los prejuicios me importan una mierda, desato mi ser caótico por cualquier lugar que ande, en el momento que Yo elija y cuando lo requiera.

Xale

[en] (Mexico) On the anarcho-calamity

It has to be, it was expectable the reaction of those supossedly oppossed to the system, those anarcho-friars did not step back, they are boasting about their exagerated gabble and their role of judge, that role that they despise so much but at the same time consider appropiate to carry on in some “special” cases. After the ITS international coordination of December2018-January 2019, we crossed the line and now ITS is publicly considered as an international terrorist group, the publico opinion condemn them, as do the cops and as I say, the anarchists also (as it seems from many of the different anarchist currents) do it in the same way. Lately i have seen anarchist of the syndicalist type, those that claim the figure of Durruti but in no case see him as a murderer but a noble revolutionary, carry on events in Chile condemning eco-extremism with their judge hammer, the same happened in the USA and the same is happening also in Spain, but ha!, in this case they are not anarcho-syndicalists but those of the kind anti-civ/insurrectionalist/anti-nanotech/luddists/inclusivists/blablabla, anyway it doesn’t matter, all of them are a miserable progressist garbage that deserves to perish in the worst possible way.

What is happening is that ITS still gaining ground, geographically as well as in the mind of those individualistas who are or tend to be incorrect, and of course, anarchists see on that a serius problem, ITS “steal” their supporters, ridiculize them and make them look like cowards at the moment of jump into the abyss of the attack. Nothing in comparation with their historical ancestors, modern anarchists of today freak out when listening that a TRUE enemy of society detonated a bomb in a public space, leaving several wounded people (as it was the case in Chile), but back in 1892 a group of anarchists detonated a bomb in Plaza Real of Barcelona, yet another public space, leaving numerous civilian casualities, they forget about the deaths and wounded caused by the group of Di Giovanni in Argentina, Bonnot gang in France, Galleani group in USA, the individual actions of Santiago Salvador and Mateo Morral in Spain, but we do not need to go so far back in time, only to mention the civilians wounded (and even killed) left by some “vindicative” actions of CCF and FAI thei hypocrisy, double moral and shocking cowardice of modern anarchists at the time of judging the acts of ITS is exposed.
Of course, anarchist will have a lot to say about this, but their words doesn’t matter, the only thing they are doing is repeat the history with their despicable NGO-style actions, they are forcing a comeback of the old method of solving problems, the one that criminals have always used to solve their issues, the terrorist Severino shooting anarchist Lopez Arango, do you remember? Continue reading [en] (Mexico) On the anarcho-calamity

(MEXHICO) 77 COMUNICADO DE ITS: SOBRE LA MACACRE ECO-FASCISTA EN NUEVA ZELANDA

Enviado al mail.


I. Entrada
La conmoción por el ataque terrorista que dejó 50 muertos en una mezquita en Nueva Zelanda ha sido total, el impacto que ha causado las palabras del autor con su manifiesto de igual forma, por lo que sentí la necesidad de desglosar aquí y realizar un análisis referente a lo anteriormente dicho, y de pasada, creo que es la oportunidad perfecta para dar pie a una definitiva diferenciación entre el eco-extremismo y el eco-fascismo, quien es inteligente lo entenderá, quien no, nos seguirá tildando de eco-fascistas como lo vienen haciendo desde hace algún tiempo atrás, los descerebrados seguirán hablando, escribiendo textos de mil páginas en contra de nosotros, editando libros enteros, haciendo eventos para desprestigiar a la Mafia de ITS, pero nosotros no nos detendremos en nuestro actuar ni en nuestra propaganda, ¡llegamos para quedarnos, que quede claro!

II. Historia, raza y poder económico
Este es el tema central de los supremacistas de cualquier tipo (blancos, negros, morenos, amarillos, etc.), la raza, dicen que hay una guerra en el mundo que es inequívocamente racial, y en parte tienen razón. Centrándonos en los supremacistas blancos, la causa de la raza en muchas partes de Europa es el principal motor que ha hecho que ciertos individuos o grupos se armen hasta los dientes para defenderla a toda costa, y esto es lógico tras el sentimiento de pertenencia arraigado en varias culturas europeas que data de hace siglos, podemos tomar aquí el ejemplo de la invasión, en Europa a diferencia de América, los que llegaron a invadir terrenos ajenos fueron los gobiernos islámicos, el imperio Otomano tomó por la fuerza diferentes territorios europeos e incursionó económicamente en muchos más, desde luego, la invasión trajo consecuencias, enfermedades, asesinatos, violaciones, prohibiciones, y una serie de acciones que llevaron a la resistencia en contra de los extranjeros. Quitándonos de encima lo políticamente correcto es bastante comprensible ese odio por lo extraño que engendraron aquellas sociedades que lo vivieron en carne propia, por poner un ejemplo, una aldea de blancos en donde viven de la agricultura, en donde todos se conocen, tienen sus creencias apegadas a la naturaleza y donde todos viven relativamente en paz es perturbada por la llegada de gente que no habla su idioma, que es de diferente color de piel y que no solo llega a imponer su religión, sino a asesinar, esclavizar y a violar, la respuesta lógica iba a ser que la gente blanca de los territorios invadidos por los islámicos se tornara hostil, que clamaran por venganza y que siempre que vieran a una persona con tales características la quisieran asesinar o expulsar. Lo mismo pasó en América, una aldea de cazadores-recolectores y nómadas de piel morena que viven según sus tradiciones ancestrales, que tienen creencias animistas paganas apegadas a la naturaleza, en donde todos se conocen y viven relativamente en paz, es perturbada por la llagada de personas blancas, con ojos azules y cabello amarillo, no llegan a dialogar pues no tienen el mismo idioma, llegan a imponer el catolicismo, a quemar sus casas, a matar a los guerreros y violar a las mujeres, ¿cuál iba a ser la respuesta? Conflictos como la Guerra del Mixtón y la Guerra Chichimeca entre otras.
Es por eso que pienso que el odio en contra de los extranjeros es comprensible para las personas que vivieron en esas épocas, ahora, ¿ese odio puede estar vigente hoy en día?, digo, lo está, ¿pero es comprensible? Supongo que para los supremacistas blancos lo es, mira que después de que varios ejércitos unidos expulsaran al imperio otomano de territorios europeos y los regresaran a su lugar, después de que transcurrieron cientos de años y que Medio Oriente se volvió pobre y Europa rica, que los mismos sucesores del imperio otomano lleguen de nuevo a “invadir” pero de manera más sutil de nuevo a Europa, es como un insulto para aquellos que no olvidan la historia arriba contada.
Pero la causa central aquí en el asunto de las invasiones no tendría que ser la raza (puesto que la raza es un tema secundario e irrelevante, pues todos los seres humanos sin excepción somos una mescolanza de genes en donde la “pureza” queda en segundo término, pregunta a un biogenetista), sino la economía, la principal razón del saqueo de los islámicos hacia Europa fue el poder económico y territorial, al igual que la principal razón de la invasión de Europa a América, y de Europa a África y de Europa a Oceanía fue la economía y el territorio conquistado. ¿Que está en juego aquí entonces? La supremacía, esa de creerte más que todos los demás y ser el gran conquistador de todo. La supuesta “invasión” y el “genocidio blanco” del que habla Brenton Tarrant en su manifiesto es solo más que una pestilente basura.
¿Quiénes fueron lo que salieron de Europa para conquistar territorios?, ¿no fueron los blancos portugueses que salieron hacia África y esclavizaron a miles de nativos, a los cuales después llevaron a Brasil y a otros sitios como mano de obra gratis?, ¿no fueron los blancos españoles quienes realizaron un genocidio de gigantescas proporciones y eliminaron a pueblos enteros en México, Chile, Argentina, Perú, Uruguay, etc.?, ¿no fueron los blancos franceses que llegaron a Canadá y esclavizaron y mataron a los nativos que les opusieron resistencia?, ¿no fueron los ingleses blancos quienes llegaron a Norte América y se robaron los territorios de los originarios?, ¿no fueron los holandeses blancos quienes llegaron al último a la repartición del territorio e igualmente hicieron atrocidades en estos hermosos lugares?, ¿acaso no son los blancos (europeos, judíos, etc.) los que se repartieron el mundo?, ¿no son los blancos los de mayor notoriedad en el empresariado, medios de comunicación y que son los principales líderes de opinión?, ¿acaso no es el idioma ingles (de los blancos) el idioma mundial? La historia de Europa está plagada de guerras interminables, los empapa una frenética ambición, siempre se han querido apropiar de todo, y lo han conseguido.
Aquí no estoy diciendo que los blancos deben ser nuestro objetivo, pues la guerra de ITS no es racial, nosotros no nos detenemos en cuestiones reduccionistas como esa, porque para nosotros, las razas son algo secundario sin importancia alguna, para nosotros, los blancos, negros, morenos, amarillos, etc., son una masa uniforme de humanos, los cuales contribuyen a la expansión de esta raza maldita que devasta la naturaleza y tiende al progreso, es por eso que ITS ataca sin importar razas, edades, sexo, nacionalidad, etc.
Regresando al tema, lo que cabe destacar aquí es que el mismo autor está tomando una posición indirecta de victimismo, poniendo a la raza blanca como vulnerable siendo que los blancos, como dije arriba, son los que se han apoderado del mundo desde hace siglos.
Nosotros en América NOS tendríamos que sentir más furiosos por lo que vinieron a hacer aquí, tendría que haber grupos armados y terroristas realmente peligrosos que mataran europeos blancos y rescataran sus raíces nativas, pero no los hay porque han amansado a muchas individualidades potencialmente peligrosas con sus vicios, el alcohol por ejemplo, sus drogas, su pornografía, sus videojuegos, sus tecnologías, sus religiones judeocristianas, sus prestigiosas marcas, sus redes sociales, todos inventos de los blancos (llámense, europeos, judíos, cristianos, etc.)
Estos chillones supremacistas blancos dicen que hay un genocidio de su raza porque musulmanes llegan a pedir trabajo, ponen mezquitas en sus bonitos y tranquilos barrios y se casan con mujeres blancas, ¡pero qué mamada! Ustedes los supremacistas blancos europeos no saben lo que es sufrir un genocidio, no saben lo que es la esclavitud, la pobreza y la lucha por sobrevivir en lugares en donde no durarían ni un puto día. Ustedes son igual que los judíos, otros pinches chillones que gimen y repiten hasta el asco el tema del holocausto, siendo que aquí en América los invasores perpetraron las mayores masacres de las que no se tienen una idea porque la historia oficial NO pone énfasis en esto, los invasores asesinaron a pueblos enteros, grandes números de poblaciones nativas fueron borradas y olvidadas, asesinaron a miles de millones de nuestros antepasados, y ¿ustedes se quejan de unos cuantos muertos?, ¿se jactan de genocidio?, ¡hijos de sus putas perras madres, no tienen vergüenza chingada madre!
Enfatizo, antes de que los idiotas de siempre lean esto y me juzguen, yo NO soy antisemita, NO soy antieuropeo, NI antiblancos, TAMPOCO soy americocentrista, Ni indigenista, NI nacionalista, que quede claro, solo estoy dando a conocer mi postura frente al sin sentido de las declaraciones de Tarrant y la VERDAD de lo que pasa en el mundo moderno alejado de lo que es políticamente correcto.
Nos han querido desterrar de la historia oficialista, han ocultado verdades inescrutables, nos han enviado al olvido progresivo, pero abemos algunos que la memoria no nos falla.

III. Eco-fascismo vs misantropía eco-extremista
Para muchos, el escritor finlandés Pentti Linkola es un referente del eco-fascismo, el señor que lleva una vida sencilla trabajando en la pesca no comercial tiene varias obras en donde ha expuesto su ideología que hoy en día, muchos la han acuñado sobre todo en Europa. Las propuestas de este señor van desde la práctica de la eugenesia hasta el arrojo de bombas de destrucción masiva a grandes ciudades, esto para tener un control poblacional y el perfeccionamiento de la raza. El desarrollo de tecnologías sustentables y la conservación de especies y ecosistemas. El abandono de la tecnología y el regreso a una vida al estilo de la Edad Media para contrarrestar los daños al medio ambiente que la civilización occidental moderna ha causado. Todo esto solo será posible, según el mismo Pentti, por medio de una dictadura que imponga todo esto de manera progresiva, su discurso se puede ver reflejado en la novela “Iron Gates” de Temple ov Blood aunque de manera algo exagerada.
Linkola ha admitido sentir admiración por el manejo y consolidación de la Alemania nazi, la cual tenía ciertas características apegadas a lo que propone el escritor. En general, la doctrina de este señor, con la carga histórica que trae detrás combina bastante bien con el sentimiento de apropiación nacionalista de muchos europeos, es por eso que cae como anillo al dedo para muchos de ellos. Ahora, tras el acto terrorista de Nueva Zelanda, Tarrant se ha vuelto un actor importante para esa doctrina, pues él mismo se autodefine como eco-fascista y en su manifiesto expresa propuestas que coindicen con la idea de Linkola.

Desde luego que ITS rechaza enérgicamente el eco-fascismo no solo porque propone un modelo político como una dictadura, (aquí cabe destacar que lo rechazaríamos de igual forma si el modelo fuera democrático, socialista, republicano, etc.), sino porque la idea sigue siendo progresista, a todas luces se puede constatar que el eco-fascismo es una doctrina meramente progresista, pues va directamente a proponer una mejora social y un mejor modo de vida para la humanidad en sí, aunque su metodología y práctica parezcan extremas (y sí que lo son), llega al mismo punto de todas las doctrinas humanistas, progresar como especie. Por lo que, el eco-fascismo es más bien una doctrina “humanista anti-humanista”, pues propone la eliminación de humanos pero al mismo tiempo lo justifica para que otros humanos puedan vivir mejor, una suerte de Thanos (sí, ese famoso de las comics).
Nosotros en ITS no consideramos el futuro de nadie, es decir, no queremos un mejor mañana para los niños mexicanos o americanos, o de cualquier otro lado, los niños, ancianos, jóvenes, adultos, nos dan lo mismo. Su futuro está plagado de horrores o de ignorancia impuesta que los hará vivir una larga y funesta vida inútil.
Nosotros, a comparación del eco-fascismo no nos mueven las ansias de querer vivir mejor en el mañana, el presente es lo que tenemos y punto, este presente es una real mierda, hiede y asquea hasta el vómito pero es lo que hay, es lo que tenemos, sobre este nos movemos y lo atacamos de vez en cuando puesto que somos el reflejo pestilente de una realidad que nos agobia y enferma.

Es clara la diferenciación entre eco-extremismo y eco-fascismo, solo un pendejo o pendeja no ve lo que tiene en frente, aunque claro, no podemos esperar mucho de personas que experimentan una severa crisis de identidad y que no sabe si quiera lo que son, hombres y mujeres, y que para evitar confrontaciones existenciales pueriles omiten su propio género con una “e” o una “x”.

IV. Anarquismo, engendrador de “monstruos”
En su apartado “Respuestas a posibles preguntas”, el autor de “The Great Replacement” escribe:

“¿Siempre has tenido esa visión?”
No, cuando era joven fui comunista, después anarquista y finalmente un libertario para después llegar a ser un eco-fascista.”

Para todos aquellos anarquistas que se escandalizan de lo perpetrado por este sujeto, que sepan bien esto, este “monstruo” llegó aquí tras un proceso ideológico que provino tanto del comunismo como del anarquismo, y ¡miren qué engendraron!
De igual forma pasa de este lado, nosotros venimos del anarquismo y miren en lo que nos hemos convertido, ¡en unos sociópatas con ansias de destruirlo todo y matar hasta los partidarios de nuestras ideas pasadas!
Miren lo que el anarquismo ha engendrado, misántropos, asesinos y terroristas como Ravachol, Di Giovanni, Gualliani, Mario Buda, Mauricio Morales, ITS, ¡Gracias anarquismo, muchas gracias! Y eso hablando de los monstruos que salieron de la izquierda, ahora que si hablamos de los monstruos que salieron del anarquismo hacia la extrema derecha podremos mencionar al mismos Tarrant y a Benito Mussolini, ¿lo recuerdan? Pues él en su juventud fue un activo partidario de la acción directa anarquista en Italia, años después, se inspiró de sus propias aventuras juveniles apaleando opositores para la creación de las Camisas Negras, aquellos que apaleaban comunistas opositores al fascismo italiano, ¿pero qué historia no?

Es curioso, Tarrant se volvió el protagonista principal de una de las mayores masacres perpetradas por los supremacista blancos, el mismo Tarrant que hace años atrás era un anarquista que quizá odiaba a los supremacistas y que quizá juraba lealtad a su complejo de apátrida, pero cuantas vueltas da la vida, ¡chingao!

V. Cierro
El atentado de Tarrant ha marcado la historia contemporánea, será impulsor de futuros atentados en Europa y Estados Unidos, habrá consecuencias, ya el Estado Islámico (que lo han reducido a una guerrilla), y Al Qaeda del Magreb Islámico han prometido venganza y han instado a sus lobos solitarios a atacar supremacistas blancos, desde luego que ITS celebra todo esto, no nos importan las lágrimas de los musulmanes masacrados, ni las lágrimas de las futuras víctimas de los islámicos extremistas, el atentado de Tarrant traerá Caos y desestabilización y si llega, bienvenido sea.

¡Por la llegada del Caos a lugares impensados!
¡Avivando las fuerzas de lo Oculto que deambulan por doquier!
¡Iglesias, templos, mezquitas, todas tienen que arder!

Xikomoztok

Xale
Individualistas Tendiendo a lo Salvaje – México

[PT] México: Sobre a Anarco-calamidade

Traducción al portugués del texto enviado al correo.

Tinha que ser, era óbvia a reação dos supostos opositores do sistema, aqueles frades anárquicos não ficaram para trás, estão fazendo um burburinho exagerado e seguindo com o papel de juízes, aquele mesmo papel que desprezam, mas ao mesmo tempo consideram pertinente tomar partido ante casos “especiais”.

Após a coordenação internacional que ITS fez em dezembro de 2018 e em janeiro de 2019, cruzamos a linha e agora ITS é considerado publicamente como um grupo terrorista internacional, a opinião pública nos condena, assim como a polícia, e como eu digo, os anarquistas (aparentemente de muitas de suas correntes) fazem o mesmo. Ultimamente tenho visto como os anarquistas do tipo sindicalista, daqueles que reivindicam a figura de Durruti, mas de modo algum o enxergam como um assassino, sim como um nobre revolucionário, fazem eventos no Chile condenando e batendo o martelo de juízes contra o eco-extremismo em geral. O mesmo aconteceu nos Estados Unidos e o mesmo está acontecendo na Espanha, mas rá! Neste caso não são anarco-sindicalistas, mas anarcos do tipo anti-civilização/insurrecionalista/anti-nanotecnologia/ludistas/Inclusivos/blábláblá, são todos a mesma coisa, todos eles são um lixo progressista miserável que merece perecer da pior forma possível.

O que está acontecendo é que ITS continua a ganhar terreno, tanto geograficamente como nas mentes daqueles individualistas do tipo incorreto ou que tendem a ser, e claro, os anarquistas veem isso como um problema sério, ITS os tira adeptos, os ridiculariza e os fazem parecer ursinhos de pelúcia quando se trata de se lançar ao abismo do atentado. Eles não tem nada haver como os seus antepassados históricos, os anarcos modernos agora se indignam ao escutar que o REAL inimigo da sociedade detona uma bomba em um lugar público que deixa mais de um ferido (como foi o caso do Chile), sendo que lá por meados de 1892 um grupo de anarquistas detonou uma bomba na Praça Real de Barcelona, e sim, também uma praça pública, deixando numerosas vítimas civis, eles se esquecem dos mortos e feridos deixados para trás pelo bando de Di Giovanni na Argentina, o de Bonnot na França, o de Galliani nos Estados Unidos, os atos individuais de Santiago Salvador e Mateo Morral na Espanha. Não precisamos ir tão longe assim, basta mencionar os civis feridos (e até mortos) que deixaram os atos reivindicados pela CCF e a FAI para evidenciar a hipocrisia, a dupla moral e a chocante covardia dos anarquistas modernos sobre julgar os atos de ITS.

Claro, os anarcos vão se opor muito como dito antes, mas suas palavras não importam, a única coisa que estão fazendo é repetir a história com suas ações próprias de ONG’s desprezíveis, estão forçando para que tudo volte ao modo como as coisas eram consertadas antes. Mas e o terrorista Severino disparando contra o anarquista Lopez Arango, lembram?

A ONG 325 causou risos quando disseram que ITS se refugiava na internet e que havia optado apenas por lançar comunicados, pensando que havíamos recuado após a infame delação que fizeram contra a pessoa que dizem ser Abe Cabrera. A resposta foram atentados explosivos em quatro países diferentes tanto na América como na Europa. Recuar? Parar? NUNCA! Já disse Nietzsche: “O cristão e o anarquista são ambos decadentes; incapazes de agir além de um modo solvente, insalubre e enfraquecido; por onde vão empobrecem o sangue.”

Para nós os eco-extremistas, antissociais, misantropos, individualistas, terroristas niilistas, etc., só nos resta tirar sarro das tentativas estéreis de nos deter, tanto por parte das autoridades como de um punhado de idealistas puritanos que lançam seu pus tanto na web como em seus fedorentos espaços de merda. Embora eu queira adiantar, nem todos os meus apenas zombarão, alguns irão agir e quando isso acontecer, só não reclamem…

Para terminar, hoje à tarde recebi a notícia de um massacre perpetrado por dois jovens em uma escola no Brasil, entraram com numerosas armas e explosivos e mataram oito pessoas e feriram uma dezena de outras, se suicidando em seguida no estilo Columbine. Aplaudo a ferocidade de qualquer indivíduo que ponha sua vida e sua morte em suas mãos, e se lance ao abismo, que FAÇA as coisas e que NÃO só as diga. Este massacre é apenas um reflexo das forças do Caos que correm por todos os cantos e precisam apenas de um pequeno empurrão para perpetrar massacres que desestabilizem a ordem social estabelecida.

Adiante, Máfia ITS!

-Xale